Los técnicos de la Agencia de Salud Pública de la Generalitat ha detectado la bacteria responsable de ladifteria en ocho niños cercanos al contagiado de seis años de Olot (Girona)

Los técnicos de la Agencia de Salud Pública de la Generalitat ha detectado la bacteria responsable de ladifteria en ocho niños cercanos al contagiado de seis años de Olot (Girona) que sigue estable pero muy grave en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona.

Un bebé recibe una vacuna Amanda Mills, USCDCP

Lo ha revelado este lunes en rueda de prensa el consejero de Salud de la Generalitat, Boi Ruiz, que ha destacado que los ocho niños "no han desarrollado la enfermedad gracias a que están vacunados", pero se les ha recluido en sus hogares para evitar que contagien al 3% de niños de la comarca de la Garrotxa que no están vacunados.

"Hemos hecho frotis en 57 niños cercanos al contagiado, y la bacteria está en ocho", según Ruiz, que ha concretado que este lunes se le ha empezado a administrar un tratamiento con penicilina a este grupo para eliminarles la difteria del organismo.

Por ahora, los ocho compañeros portadores de la bacteria de la difteria permanecerán en sus domicilios "entre ocho y 10 días", mientras dure el tratamiento antibiótico, ha explicado el conseller.

Los padres y el entorno de estos ocho niños también han sido analizados para descartar que existieran más personas portadoras que pudieran contagiar a otras que no estén vacunadas.

El secretario de Salud Pública de la Generalitat, Antoni Mateu, ha indicado además que desde que se conoció el caso de difteria, en La Garrotxa se han disparado alrededor de un 20 % las dosis de vacunas suministradas en Olot.

De todos modos, la Generalitat "no arriesgará" y ha avisado de que las casas de campamentos y los espacios de recreo infantil de La Garrotxa estarán atentos a las cartillas de vacunación de los niños para "garantizar la seguridad sanitaria" de los pequeños, por lo que a aquellos que no estén vacunados "se les alertará" del riesgo que eso puede suponer.

Estas medidas preventivas se seguirán llevando a cabo las próximas semanas hasta que se encuentre el foco originario de este brote, que todavía no se ha descubierto.

De hecho, Boi Ruiz ha dejado la puerta abierta a que la causa primaria de esta infección no se acabe encontrando, aunque el departamento de Salud ha constituido desde hoy mismo un comité de crisis para tratar el asunto.

El defendor del pueblo catalán o síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha abierto una investigación de oficio ante la aparición de la difteria en Cataluña, después de que el departamento de Salud haya anunciado que ocho compañeros del niño infectado son portadores de la bacteria, pero no han desarrollado la enfermedad al estar vacunados.

Según ha informado este lunes el Síndic, esta institución ha abierto una actuación de oficio y se ha dirigido a la conselleria de Salud "para reclamar toda la información" sobre los casos de difteria en Cataluña, enfermedad que hacía casi 30 años que estaba erradicada.

"Dada la posible afectación al derecho a la salud de los niños y adolescentes", el Síndic ha pedido al departamento de Salud información sobre el control que tiene sobre los niños no vacunados, la posible infección de otros menores, así como las medidas que adoptará "bien de forma directa, bien pidiendo la adopción de medidas a las autoridades estatales competentes".

Con relación a las competencias estatales sobre el calendario de vacunación y su posible obligatoriedad, el Síndic también se ha dirigido a la defensora del Pueblo, Soledad Becerril, para que se dirija a las instancias estatales.

A raíz de la presencia de la bacteria, el Síndic también investigará las medidas previstas para localizar y contener posibles focos de contagio.

Fuente: El Mundo



Compartir en Facebook Compartir en Google+ Compartir en Twitter Compartir en Pinterest