Los hispanos de descendencia portorriqueña de Estados Unidos muestran el índice más alto de pérdida de audición, mientras que los estadounidenses de origen mexicano son los menos afectados, según indica un estudio.
En uno de los estudios más exhaustivos realizados hasta la fecha sobre la pérdida de audición entre los adultos hispano-latinos de los Estados Unidos, se ha descubierto que cerca de 1 de cada 7 padece una pérdida auditiva.
La pérdida auditiva más extendida entre los portorriqueños
Los resultados del estudio indican en general que el 15,1% de los hispano-latinos padecen una pérdida de audición unilateral, y cerca de la mitad de ellos, el 8,2% tiene una pérdida auditiva en ambos oídos. Entre los distintos grupos de personas de acuerdo con su origen, la prevalencia de la pérdida auditiva era más elevada entre los sujetos de origen portorriqueño; más del 21% tenía pérdida de audición unilateral, y más del 12% bilateral. El índice de pérdida auditiva más bajo se daba entre los estadounidenses de origen mexicano, con un 11% de pérdida auditiva unilateral y un 6% en ambos oídos.
En el estudio participaron 16.415 hispano-latinos, de 18 a 74 años, residentes en Nueva York, Chicago, Miami y San Diego, representando a una gran variedad de orígenes, entre los que se incluían,  Centroamérica, Cuba, República Dominicana, México, Puerto Rico y Sudamérica.
Otras de las conclusiones del estudio consolidan aspectos ya observados en la población estadounidense en general.
Edad y género
El grupo de edad de 45 a 64 años era cinco veces más propenso a padecer una pérdida de audición que los sujetos de 18 a 44 años. La incidencia estaba aún más marcada en el grupo de 65 a 74 años, mostrando 18,5 veces más probabilidades de sufrir una pérdida auditiva que los adultos de 18 a 44.
Los hombres eran un 66% más propensos a padecer una pérdida auditiva que las mujeres.
Ruido
Los sujetos expuestos a ruidos elevados eran aproximadamente un 30% más proclives a tener pérdida de audición.
Educación e ingresos
Las personas con un nivel educativo de escuela secundaria completada tenían un 30% menos probabilidades de tener una pérdida auditiva en comparación con personas de nivel educativo inferior. Asimismo, las personas cuyos ingresos superaban los 75.000 dólares norteamericanos anuales mostraban un 42% menos riesgo de sufrir pérdida de audición que las personas que cobraban menos de 10.000 dólares norteamericanos.
Diabetes
En sujetos con diabetes y prediabetes las posibilidades de padecer pérdida auditiva aumentaban en un 57% y un 37% respectivamente.
Población general
El porcentaje de hispano-latinos con pérdida auditiva era similar al reportado por la población general. Cerca del 15% de los estadounidenses adultos de 18 años en adelante padecen algún grado de pérdida auditiva, según estudios sobre la población estadounidense en general.
Sobre el estudio
El equipo de investigación estuvo liderado por Karen Cruickshanks de la Universidad de Wisconsin, en Madison, Estados Unidos.
El estudio fue avalado por el Instituto Nacional de Salud, y publicado en la revista científica JAMA Otolaryngology?Head and Neck Surgery.
Fuentes:www.medicalxpress.com,www.news-medical.net yhealth.usnews.com


Compartir en Facebook Compartir en Google+ Compartir en Twitter Compartir en Pinterest