Un neozelandés se ha tatuado un implante coclear en la cabeza para que su hija no se sienta diferente
Un padre se tatúa un implante coclear para que su hija no se sienta diferente
10/08/2015
El otro día nos hacíamos eco de cómo una madre había customizado implantes cocleares añadiéndoles figuras de superhéroes. Y hoy hablamos de otro padre que ha querido facilitar la adaptación de su hija estos dispositivos con otra acción digna de aplauso: se ha tatuado un implante en la cabeza, en la misma disposición que si fuera real. La historia ha tenido lugar en Nueva Zelanda. El protagonista se llama Alistar Cambell, que decidió tatuarse una réplica del implante coclear que lleva su hija Charlotte, de seis años. Cambell explia que tomó la decisión cuando la pequeña perdió del todo la audición y tuvo que ponerse un implante. Para ello, se afeitó el pelo y se hizo el tatuaje para que su hija "no se sintiese difierente". Foto: Dean Prucell, NZ Herald.
Fuente: Espectador.com


Compartir en Facebook Compartir en Google+ Compartir en Twitter Compartir en Pinterest